miércoles, octubre 11, 2006

¡¡TAXI, TAXI!!

Cuando voy muy retrasado, cuando estoy algo flojo, cuando el tráfico esta mas caótico que nunca, cuando hay alguna huelga del ineficaz gremio de transporte publico, cuando estoy demasiado ebrio, cuando voy a un lugar que no conozco, cuando mi viejo no me suelta el auto... yo debo usar el taxi como todos, como una necesidad para sobrevivir en una ciudad superpoblada y enorme, en la que siempre hay mas taxis que autos particulares en las calles; con sus conductores súper amables, cotorros (como yo) y siempre dispuestos a dar consejos urbanos y son expertos en sicología del peatón. Por eso uso taxi, los prefiero mas que usar combis (micro, bus o similares), aunque también hay cada caso que me ha pasado que merece estas líneas para informarlos., si acaso alguno de ellos llega a caer de manera despistada en esta pagina.

Me agrada usar los taxis porque:

... los conductores generalmente son muy bonachones y no se cortan al momento de hacer una conversación con el pasajero.
... están muy bien informados en lo que se refiere al acontecer diario de la ciudad, el equipo de fútbol local, la política y demás.
... porque una vez un taxista se apiado de mi estado etílico y acepto llevarme a mi casa (desde Sol de la Molina hasta Corpac en San Borja para que entiendan mis amigos de Lima) por solo S/1.90 (US$/0.59) y sin hacer favores sexuales (jajaja, es broma), lo cual fue un acto de fe ya que lo normal por esa ruta seria S/16 (US$/5).
... conocen los mejores lugares para comer que están abiertos de madrugada.
... es un medio muy eficaz para los dormilones e impuntuales (como yo).
... te dejan ir incluso en la cajuela del equipaje, así entran mas y el costo es menor. Esto seria impensable en muchas ciudades del extranjero, pero hay que verle el lado amable.
...por más ebrio que yo esté, el conductor siempre te cuenta de alguien que estuvo más ebrio aun.
... en el Perú no existe delicatessen como los taxímetros, sino que uno acuerda el costo antes de subir al vehículo con lo que puedes regatear el precio.
... el pasajero le puede sugerir al conductor que camino tomar para llegar al destino.
... algunos solo transitan por rutas cortas y eso es un beneficio.
... algunos conductores no tienen problema en que uno fume o beba dentro del taxi mientras el conduce.

Lo malo de usar taxi es...

... que hay cada conductor inepto que te lleva por la “ruta combi” (es decir exactamente por donde va el transporte publico), y no usa las vías alternas más descongestionadas porque no las conoce.
... que algunos conductores usan el espejo retrovisor para mirar las piernas de las acompañantes femeninas antes que para vigilar otros vehículos.
... que algunos tienen la mala costumbre de llenar de gasolina a su auto cuando uno esta a mitad de una ruta.
... que si se te pierde algo dentro de él ya fue, el gremio de taxista no se caracteriza por ser él mas honesto del mundo, pero hay respetables casos que contradicen esta regla.
... que algunos conductores son realmente unos idiotas que no tienen el nivel mínimo de educación ni de pulcritud.
... que hay aun muchos taxis no empadronados que no son del todo confiables.
... que en algunos barrios no pasa ni un bendito taxi en ciertas horas y eso implica quedarse varado.
... es que algunos conductores son muy temerarios al momento de manejar su vehículo.
... algunos conductores abusan de sus pasajeros en estado de ebriedad como cuando me cobraron S/30 (US$/9.30) por llevarme a mi casa desde Lagunas de La Molina y pasando a dejar a una amiga en ruta (por el Derby).
... que la inseguridad que se vive en la ciudad te hace dudar ahora del taxi pues uno no sabe si la persona que lo conduce es un trabajador mas o un violador-secuestrador en potencia.
Bueno y ya que hablamos de autos les comento que pronto podría dejar de ser un transeúnte mas, y pasar tras el volante, pero veremos como marcha todo en las próximas semanas, igual los tendré informados.

8 Comments:

Blogger Doc said...

Cosas que suceden en los taxis, en realidad suceden en todo el mundo, pero primera vez que escucho que te dejen ir en el portaequipaje.

Bizarro al máximo, deberías contar alguna historia de eso.

Dale una leída al blog de Rupert, un muy buen amigo mio, que escribió diversas historias de taxis en Santiago (http://eraseunavezenchile.blogspot.com/)

Saludos, que este todo bien por allá.

7:56 p.m.  
Blogger Shekinah said...

Eh.... un gran parecido con las vivencias de taxis aqui en venezuela.
Un beSHO!!
SHEkináh!!

8:57 p.m.  
Blogger Anita said...

Pao, me parece muy bien que te estés preparando para ser uno más de "ellos" los conductores estrellas....jajajaja

Los taxistas, para mi gusto, son unos mafiosos, sin escrúpulos, bueno, la mayoría.
Hay excepciones, pero no recuerdo ninguna en este momento.

Mientras pienso te invito a conocer mi nuevo espacio creado para la sensualidad.

Un abrazo, pero no para el taxista, es para ti.

Anita.

9:19 p.m.  
Blogger Gir said...

...asi es, suele haber de todo tipo de taxistas y servicios... en los taxis de ruta, solia toparme con uno que era un cafre al volante, que durante todo el trayecto no dejaba de quejarse y cuando alguien le pagaba con un billete de mediana o alta denominacion se enfurecia, era stresante!!... las ultimas veces, al hacer la parada y ver que era el, no me subia, preferia llegar tarde que malhumorada por tanta palabreria ajena, claro que no me salvé de que me reclamara que lo parara y luego no subirme jajjaa
.....y el otro caso contrario, una persona mayor (pero muy mayor), manejaba a vuelta de rueda, todos lo rebasaban y yo con ganas de mejor irme trotando, hubiera llegado antes!....

....y en una temporada, antes de comprame mi auto, tenia contratado de lunes a viernes un taxi que iba por mi en las mañanas, hice amistad con el, hasta que tuvo un accidente y no lo volvi a ver; su reemplazo era un creido nefasto.

....bueno, gusto en leerlo....saludos!

3:58 p.m.  
Blogger Malva said...

Mi vida en Lima dependia de los taxis. Me he vuelto una conocedora de los taxistas...

Yo tomando taxi:
Senhor, que tal? Va a Surco?
(Veo que mueven la mano a la palanca de cambios, y eso significa un gran NO!)

Creo que yo me he vuelto una "taxista", y no es que "taxee", solo que se las rutas, los atajos...

Conozco mi Lima!

Ademas los taxis en Lima son baratos! (o es que busco taxi barato? =/ )

=)

6:17 p.m.  
Blogger Pao said...

Creo que muchos coincidimos en que lo bueno de los taxis y sus conductores es que ellos conocen mas de la ciudad que uno mismo, y que al menos en el Peru, se puede regatear el precio lo cual es muy prvechoso porque siempre hay algun taxista dispuesto a llevarte por unas monedas menos.

Saludos y nos vemos tras el volante.

Pepao

Editor, peaton descuidado y lector asiduo.

Adeu

7:39 p.m.  
Blogger Sofia said...

Ahh, bueno, acá la cosa está más regulada con eso del taxímetro, pero créeme que igual se las arreglan para que el aparatito no sepa sumar bien los kms. No puedo creer que te dejen ir en la maleta del auto!!! Supongo que no usarás esa opción cuando tienes alguna cita o alguna entrevista de trabajo jajaja. Bueno, espero que hayas solucionado tu problema automotriz, aunque en realidad el tema es complicado porque como puedes ver, mientras solucionas un problema tuyo de movilizzación particulas, se agudiza el de todos a nivel local. Es un círculo vicioso, la enfermedad de las megaciudades latinoamericanas.

6:24 p.m.  
Blogger Felipe Ros said...

Y te faltó un nuevo descubrimiento que debo aportar a la ciencia moderna de la taxología:

¡Hay taxistas que tratan de convertirte a su novedosa religión y te dan folletitos sobre el alma, el consuelo, la salvación y demás!

Ya me ha pasado tres veces y creo que el taxista me persigue y se sabe mi recorrido jajajaja

Tu padawan en peligro.

10:34 a.m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

Central de Quejas
    This site is certified 26% EVIL by the Gematriculator

Powered by Blogger

Ninja!