miércoles, julio 18, 2007

LOS HIJOS DE LA REVOLUCION (PARTE I)

Nosotros somos los hijos de la revolución y no es un título gratuito, a pesar de que nos ha sido heredado sin mérito alguno aunque de manera justa en estos tiempos en los cuales el mundo anda con una fragilidad tan inestable y depende de nosotros, de todos nosotros hacer que las cosas funcionen y luego, pasar el relevo y heredar a las próximas generaciones un planeta más armonioso del que nosotros hemos encontrado. Menuda tarea.

Basta echarle una mirada a las noticias del día sólo para tener muy claro que vivimos en una sociedad convulcionada, caótica al extremo de lo cotidiano y sobrevivimos en la misma como errantes de la culpa, prófugos carentes de un institivo sentimiento de conservación colectivo; vulnerables únicamente cuando el caos se instala en nuestras puertas y ante lo cual protestamos por tamaña invasión territorial, pero para alzar la voz por los demás muy poco generosos. Por suerte no siempre fué así y muy de vez en cuando se ven chispazos de lo que somos capaces, como si el poder que se encuentra en nosotros no estuviera del todo extinto sino simplemente en un letargo a punto de eclosionar, aunque muchas veces se canaliza esta fuerza de manera equivocada (como los ineptos aquellos que han hecho del bloqueo de carreteras una manera de protesta ilegítima).

Hubo una época en que levantarse colectivamente y protestar a voz en cuello como única arma era una novedosa forma de reinvindicación de nuestra condición humana, una manera en pos de la absolución de la culpa y una expresión a libre albedrío de nuestra condición como seres gregarios. Por otro lado, también fue uno de los momentos más convulcionados de la historia de la humanidad y no debido a las guerras, quizás en parte como consecuencias de estas pero basicamente como un síntoma de rebeldía e inconformismo en su concepción mas pura y anárquica. Sin duda me refiero a los intensos años de mediados del siglo pasado, momento fundamental en que nuestra sociedad despertó de su inocencia y cambió para siempre. Llena de momentos significativos que aún ahora esta en la retina de muchos y son referencia obligada a muchos de los movimientos culturales y políticos de la actualidad. Todo se inició dentro de un proceso espontáneo que hizo de la juventud rebelde un caldo de cultivo, receta más que poderosa para que esta se levante, se subleve en nombre de sus ideales y pase a ocupar ese lugar que le había sido reservado por la historia. Nacieron así algunos de los fenómenos más importantes de ese siglo, me refiero a la revolución de las flores (también conocida como "Mayo del 68"), el hippismo, la revolución cubana, la lucha por la reinvindicación del África, entre otros. Así que en estas líneas me dispongo hacer una pequeña revisión por los fundamentos de toda una era. Como una manera de comprender lo que sucede en el presente.

Dolores Delirio (El poder de la imaginación)
Mayo del 68 fué quizás la piedra angular de toda una generación, el triunfo de la imaginación volcado a las calles de la manera mas pura que alguna vez pudo expresarse.
A inicios de la década de los 60´s el 65% de la población es menor de 18 años y no se sientía identificada con la política ni con el gobierno surgido posterior a la segunda guerra mundial; sin embargo, son lo suficientemente numerosos para empezar su propia revolución en contra de lo que se consideraban los valores tradicionales bajo los que se encontraban subyugados.
Todo empezó un 2 de mayo como una protesta de los estudiantes de la parisina Universidad de Nanterre contra la guerra de Vietnam, que pronto se extendió a la Sorbonne, iluminando al colectivo de manera fresca, libre y expontánea contra la ortodoxia, la intolerancia y el autoritarismo. Se da inicio a la magia: Temas de The Beatles (You say you want a revolution... we all want to change the world) y Jim Morrison (Father, i want to kill you) se convierten en himnos, mientras que los ideales del Ché Guevara se convierten en una consigna ("Seamos realistas, pidamos lo imposible"), el Manifiesto Comunista es tomado como el camino a seguir, la multitud empieza a cultivar su alma con textos de Mijaíl Bakunin, Lenín, Herbert Marcuse. Una mezcla de poesía y política empieza a distorcionarse en las calles, a la vez que comunistas, pacifistas y anarquistas protestan lado a lado.
Con sólo 23 años, Daniel Cohn-Bendit ("Dany el rojo") organiza y lidera las protestas. El 10 de mayo aparecen 60 barricadas improvisadas en las calles de Paris, para el 13 de mayo ya se cuentan más de un millón de personas se manifiestan y Francia está en shock. Posteriormente se unirían los obreros y para el 19 de mayo serían 6 millones de almas dando rienda a su imaginación, sus únicas armas: las barricadas, los adoquines, las flores, una sonrisa burlona en el rostro, las canciones, las pintas y los discursos incendiarios. La represión fue enorme: armas, bombas lacrimógenas y mucha violencia, para entonces el país se encontraba paralizado; posteriormente se les uniría las voces de los obreros y los sindicatos, es ahí cuando tiembla el poder.
El 27 de mayo el gobierno anuncia un aumento del 30% del sueldo mínimo, tres días despues los manifestantes marchan hacia la Plaza de la Bastilla. El 7 de junio el ejército ataca y muere un huelguista de la Siderurgica Flins, el día 10 morirían dos huelguistas más, esta vez de la planta Renault. Sólo serían tres, otro triunfo más de "Mayo del 68" dada la magnitud de la concentración y la violencia fué el reducido número de víctimas. Para el 12 de junio el gobierno prohibe cualquier manifestación pública.
Un fenómeno causado por el inconformismo silencioso de una sociedad que se consideraba inexistente por el imperialismo acartonado gobernante, el establishment, y fué una reinvindicación en nombre del poder que transformaría la sociedad tal y como hasta entonces era conocida. No tardó en imitarse el ejemplo en el mundo entero: Los universitarios inician protestas en Ciudad del Cabo, Chicago, Barcelona, Rodesia, Ciudad de México, Berkeley, Bilbao, Wisconsin, Baviera, Roma; se manifiestan en contra del hacinamiento en las aulas, contra la guerra de Vietnam, contra la enseñansa memorística y repetitiva, a favor de la revolución cubana. Em Estados Unidos un sujeto llamado Martin Luther King expone la reinvindicación de los herederos de Africa.
30 años después de la revolución de las flores, Dani el rojo convertido ahora en político da una entrevista con motivo a conmemorarse el aniversarío de la rebelión y manifiesta que es mucho más difícil ser joven en la actualidad que tres décadas atrás debido a las huelgas, el sida y el agujero en la capa de ozono. El espíritu insurrecto se mantiene latente pero es evidente que ya había pasado la batuta generacional.
Quizás una de las mas puras expresiones de aquella época se manifestaron a través de los graffitis dejados en las calles de Paris, muchos de los cuales aún traen al recuerdo más de una motivación además de la obvia inspiración. Las más bellas frases creadas jamás por el anónimo colectivo vieron la luz en aquellos días tan aciagos pero enriquecedores, aquí una pequeña selección de ellas (se recomienda dejarse llevar):
- "La barricada cierra la calle pero abre el camino".
- "Todo el poder a la revolución".
- "¡Viva la comunicación! ¡Abajo las telecomunicaciones!".
- "Las paredes tienen orejas. Vuestras orejas tienen paredes".
- "La acción no debe ser una reacción sino una creación".
- "Camaradas: Prescribamos los aplausos, el espéctaculo está en todas partes".
- "El que habla del amor destruye el amor".
- "Tomemos en serio la reunión pero no nos tomemos en serio a nosotros mismos".
- "Viole su alma mater".
- "Está prohibido prohibir".
- "Sean realistas: pidan lo imposible".
- "El patriotismo es un egoísmo en masa".
- "Esto no es más que el princípio, continuemos el combate".
- "El aburrimiento es contrarrevolucionario".
- "El patrón te necesita, tú no necesitas al patrón".
- "Olvídense de todo lo aprendido. Comiencen a soñar".
Es evidente que fenómenos actuales se desprenden de toda una época que nos fué agena, pero que sin duda ayudó a encontrar nuestro lugar como jóvenes dentro de una sociedad en detritus y a que nuestra voz se haga respetar, quizás no con la misma intensidad de antes, pero muy de vez en cuando nos llevamos una agradable sorpresa. Sobretodo en los momentos indicados y es que la vida es muy sabia.
Toda manifestación espontánea es saludable, y realmente implica un gran poder, el poder que surje de una sociedad inconforme y oprimida. Sin remontarnos a épocas que podrían ser consideradas añejas (pero que no carecen de actualidad); hace poco que hubo en un país tercermundista que no quiero mencionar (pero que empieza con Pe y termina con Rú) un gobierno despótico, ilegítimo y autoritario, ante el cual su población cautiva se volcó a las calles las veces que hizo falta a manera de repudio, en donde no había libertad de expresión y menos aún oposición, donde se terminó lavando su bandera en la Plaza Mayor como ícono de lo que debía hacerse en dicho país y definitivamente, la unión colectiva propició su caída.
Es así que ese poder oculto es más que una responsabilidad una obligación y no hay poder más grande que surja cuando luchamos por un ideal común, por más utópico que este parezca. Ya depende de nosotros el saber administrar con destreza esta pericia y esperar el momento adecuado para iniciar la próxima revolución.
¿Quieres saber más? Aquí

8 Comments:

Blogger RAHM said...

y el gobierno actual no es como aquel que describes?

9:20 p.m.  
Blogger Doc said...

Las revoluciones a veces son buenas, no siempre. De las buenas es de lo que vamos viviendo y tratando de re-revolucionar.

A veces la cagamos y nuestros hijos pagan la suerte.

No me fui del blog, simplemente el mundo físico me demando más tiempo que el virtual, pero sigo dando vueltas y los leo siempre.

Un abrazo.

Doc

2:02 a.m.  
Blogger Dragón del 96 said...

Hablando con tios que vivieron la epoca hippie concuerdan en que el mundo ahora es distinto y no dejarian que sus hijos sean como ellos a un estilo de vida similar. Por que? Pues antes con tus enemigos podias conversar, ahora desaparecerias y nadie quiere eso para sus hijos.

Y es que el temrino revolucion ha cambiado mucho a traves de los años, ya no hay ideales colectivos sino mas bien individuales, el bien de las masas esta destinado por aquel que las mueve, todo bajo el mismo nombre: Revolucion.

Slaudos.

4:03 a.m.  
Anonymous peregrino said...

Distingamos que lo que tu propones mas que una revolución es la protesta pácifica para lograr ciertos ideales consensuados, a lo Ghandi, a lo King.... recuerda también que Sendero Luminoso enarboló la bandera de la una revolución reivindicatoria, entre otros, el tema es que una vez iniciados los procesos de masas ya nadie los puede controlar y eso es siempre un riesgo.

Creo que hay que alzar la voz de protesta, pero también creo que esos modelos están caducos y que lo que toca ahora es ver otras nuevas formas de protesta que vayan de la mano con los tiempos en los que vivimos.

Nos leemos.

3:58 a.m.  
Blogger MAR said...

BESOS REVOLUCIONARIOS.
MAR

8:34 p.m.  
Blogger digler said...

interesante post, si bien es cierto, ya sea de una u otra manera, la revolución siempre estará presente en la historia del hombre, en la actualidad decir "protesta" se ha convertido en un discurso muy bien estudiado, y que por lo general (lamentablemente) tiende a la manipulación. como bien dices, hace falta dar una mirada a las noticias

8:55 p.m.  
Blogger TRuLy said...



Ay no pues!
aqui se juntaron un par de ingratos de esos que jamas dan el brazo a torcer...
Hace muuuuuuuuuuuucho que no vengo por aqui... y tu hace muuuuuuuuucho que no vas por alla...
je!

Espero estes bien Pao!!!


Un beshote!!

MUA!

1:43 a.m.  
Blogger Marea said...

La revolución, debe comenzar en aula escolar, lo que necesitamos es una revolución educativa y espiritual, pero la verdad a vecesi siento que ya no tenemos remedio como humanidad. Saludos Pao.

9:42 p.m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

Central de Quejas
    This site is certified 26% EVIL by the Gematriculator

Powered by Blogger

Ninja!